Estás aquí
Inicio > Destacados > Qué es la fractura hidráulica, o “Fracking”. Por: Fauzi Hamadan Amad

Qué es la fractura hidráulica, o “Fracking”. Por: Fauzi Hamadan Amad

Hoy en día es una oportunidad inigualable producir la fractura hidráulica, o Fracking, conocido también, como Shale Gas o Gas Natural, combustible más limpio que el propio petróleo.

 

Fauzi Hamadan Amad / Colaboración

fhamdan@prodigy.net.mx

Nuestro vecino del Norte aumentó de 5 millones de barriles diarios en 2008 a 9.3 millones en 2017 a través de 1000 pozos del otro lado de nuestra frontera en Texas sin que haya reportes de problemas ambientales significativos. Muchos de los ambientalistas se oponen a esta práctica aduciendo altos riesgos ambientales. Cierto que toda producción de petróleo conlleva riesgos, pero los mayores no son la fractura hidráulica sino la perforación en aguas profundas. Es importante recordar que el mayor derrame petrolero en la historia fue el de la plataforma DeepWater Horizon en 2010, cuando 779 mil toneladas de petróleo crudo fueron vertidas en las aguas del Golfo de México. En cuanto a algunos registros de contaminación de gas metano de acuíferos por producción de fractura hidráulica son muy pocos y aislados. La razón es muy simple: los pozos de fractura hidráulica son mucho más pequeños y la tecnología ha mejorado de forma significativa.

No hay duda, México puede ser un importantísimo productor de Shale por fractura hidráulica. Para lo cual cuenta con las Cuencas de Burgos y Sabinas en Coahuila y Sabinas Hidalgo, en Nuevo León. En México existe una falta de entendimiento integral y profundo de esta industria dentro del actual Gobierno y de las pasadas administraciones. Se confía que el nuevo Gobierno, dadas sus bondades de producción de Shale Gas, estimule fomente y apoye a esta gran industria. Se puede empezar a cosechar el beneficio en 3 o 4 años.

No hacerlo en esta ventana de oportunidad quedaríamos más atrasados y se volvería más difícil en un futuro. Para efectos prácticos es la diferencia entre un país con prosperidad y seguridad o un país que podríamos parecer como Venezuela, no obstante que dicho país cuenta con las mayores reservas de petróleo del mundo. Es una oportunidad de negocios bajo condiciones óptimas, es una industria que tiene oportunidades de grandes retornos y con gran escala en su periferia, siempre y cuando se detone con una inversión de gran escala y existan los incentivos correctos para producir el Shale Gas. Los beneficios concretamente son los siguientes:

1.- Rapidez, en sólo un período de 3 (tres) meses únicamente la formación del Permian EE.UU tuvo un aumento de producción de 846,000 barriles diarios.

2.- Trabajo. La industria genera sobredemanda de trabajos. Es bien sabido que en muchas áreas de actividad de Shale da oportunidad a cientos de miles de familias y comunidades en zonas vulnerables.

3.- Reducción de Costos. La creación de esta industria en México reduciría sustancialmente el costo de gas natural para la generación eléctrica y uso industrial en el país, trayendo como consecuencia baja inflación y una alta productividad.

4.- Medio Ambiente. La Industria de Shale ha sido el mayor contribuidor a la reducción de emisiones de gas porque el gas natural ha permitido la construcción de miles de MW a base de Generación Eficiente de Ciclos combinado.

5.- Seguridad Económica. Las importaciones de gas de México se han disparado en los últimos años a cantidades exorbitantes cuando tiene cuencas de gas en Sabinas, en Burgos Coahuila, así como Sabinas Hidalgo, en Nuevo León.

6. Beneficios Macroeconómicos. El agregar una industria tan importante aumentaría el PIB, daría estabilidad económica, reduciría los índices de violencia y corrupción, atraería muy importantes capitales hacia todo tipo de industrias como la hotelería, bienes raíces, infraestructura, minería, generación eléctrica y un largo etcétera, y lo más importante que le permitiría al gobierno mexicano reducir sustancialmente su costo de endeudamiento.

7. Agua. El Shale producido en gran escala permite invertir en desalinizadores para uso de agua no potable. En Texas la industria de Shale solamente contribuye en 3% del consumo de agua contra el 14% en la industria eléctrica.

8.- Contaminación de mantos acuíferos. A diferencia de videos de youtube que circulan por internet y de oposición poco seria, el “Environmental Protection Agency”, institución líder en causa ambientalista en Estados Unidos, concluyó un estudio en el cual determinó que dicha actividad no contamina el medio ambiente en una escala mayor a la de cualquier otra actividad industrial. Los mantos acuíferos típicamente se encuentran a cientos de metros de profundidad mientras que el Shale Gas primordialmente se lleva a cabo en 10 mil metros de profundidad, por lo cual es imposible que el agua que se emplea migre miles de metros hacia mantos acuíferos.

Deja un comentario

Top